sábado, 29 de septiembre de 2007

HAIRSPRAY

Si os gusta el musical divertido, bien hecho, sin más pretensión que entretener y, de paso, defender la integración racial y el respeto a la gente diferente, id a ver Hairspray.

Basada en la peli de John Waters y en el musical desarrollado posteriormente, la película es una sucesión de canciones que cuentan la historia de la peli y que se suceden con fluidez. A nivel visual, nada que objetar. La cámara recoge con precisión los números musicales y en especial destaco cómo la ácción de fondo, los figurantes, el resto de bailarenes, están muy en su sitio, contribuyendo a reforzar al elenco principal.


Las canciones son divertidas y a menudo con un punto de mala leche y bastante crítica. El reparto está además muy bien elegido, destacando a la debutante actriz protagonista, el regreso de Michelle Pfeiffer como una mala perfecta, enorme Queen Latifah y un sorprendente C. Walken. Incluso Travolta está bien.

Como el mejor musical, la sonrisa durante y al final de la proyección es prueba de que la peli funciona además de como casi uno se levanta a bailar en algún momento.

No hay comentarios: