lunes, 19 de mayo de 2008

ALGO PASA EN LAS VEGAS



Las pelis donde una pareja se odia y al final acaban queriéndose son más viejas que el propio cine. La gracia está en las pequeñas variaciones que se puedan incorporar a una trama tan sobada o en el propio carisma de los actores.

Algo pasa en Las Vegas no añade demasiadas cosas al esquema de siempre, tampoco lo pretendía, pero sí lo sirve con gracia y ritmo de manera que el resultado final es una peli tan entretenida como inofensiva.

La película muestra a dos protagonistas que no se pueden ni ver, ganan una pasta en Las Vegas, se casan y un juez les obliga a vivir como un matrimonio durante 30 días. Los dos intentarán hacerse la vida imposible para que el otro no aguante y pierda su parte del botín.

Se nota que la pareja que forman Díaz y Kutcher se lo pasaron bien en el rodaje y eso se transmite en pantalla. Sorprendentemente tanto ella como él están bien y me gusta especialmente la presencia de la comedia física de caídas y persecuciones además de las caras de asombro o asco que los dos se dedican.

Todo ello conforma una forma de pasar hora y media bastante divertida.



No hay comentarios: