domingo, 12 de abril de 2009

LA CASA DE MI PADRE

Por mucho que el cine, la literatura o la prensa nos intente explicar cómo se vive realmente el conflicto vasco para la gente normal y corriente está claro que nunca podremos imaginarlo si no estamos en su situación.

Afortunadamente nuestro cine va poco a poco normalizando la situación y se ocupa de los temas que nos son más cercanos, casi siempre con acierto. La casa de mi padre es una peli casi modélica que nos presenta una historia humana que puede ser entendida por todo el mundo con dos dedos de frente.

Un empresario amenazado por ETA vuelve a casa porque su hermano está muy enfermo. Allí se encuentra que nada ha cambiado, que sigue ese enfrentamiento latente en el pueblo, con los traidores a la patria y los auténticos luchadores contra la opresión españolista. Un lugar donde los movimientos están vigilados y donde la vida cotidiana está llena de pintadas, kale borroka, amenazas y odios.

La película funciona gracias a su excelente reparto (magnífico Carmelo Gómez, Emma Suárez, Juan José Ballesta y Verónica Echegui) y a su habilidad para presentar los dos frentes de manera ecuánime aunque está clara su postura. A través del personaje de Carmelo Gómez vemos a ese hombre que bien podría ser cualquiera, luchador contra Franco en su juventud, trabajador para levantar la economía de su tierra y traidor por no pagar el impuesto revolucionario. A su alrededor, en la figura de su familia y amigos iremos viendo diversas caras de un conflicto fraticida.

Es una de esas películas que, más allá de sus méritos cinematográficos, que los tiene y muchos (su sobriedad, sus diálogos creíbles) merece verse para saber cómo se vive la guerra lejos de las palabras de condena.


3 comentarios:

MrPix3l dijo...

Pocas peliculas españolas suelo ver.

Con esta creo que voy a hacer una excepción ya que soy de bilbao, y me interesa el tema de como algunos jovenes empiezan a ser borrokas. Vivimos en unas fechas en las que en el Pais Vasco se vive perfectamente. Con Franco entiendo que la gente no se sintiera a gusto con la España de esa epoca, pero las cosas han cambiado, y defender ideas politicas con la violencia no tiene ya ningún sentido.

"todo bajo el cielo"

Sr.Cine dijo...

Hombre, está claro que el interés de la peli es mayor para la gente que sois de allí, como en otras pelis similares.

Es lo que digo, nosotros no podemos saber que es eso, solo intentar comprenderlo.

Gracias por el comentario!

Chema dijo...

Ainsss si se hicieran mas peliculas de este tipo como mejoraria el cine español, y es que por mi parte estoy cansado de Mentiras y Gordas (que chulada se ha marcado la ministra) y de finales de camino (aunque aparentemente no es de las peores) ahhh y se me olvidaban Girasoles y ciegos que andan por ahí. En la casa de mi padre si me gasto agusto los 7 euros, porque reconozco que es mi hogar.